EEUU denuncia actitud circense de Bolivia en la ONU

Domingo, 21 Octubre, 2018 – 18:48
El alboroto protagonizado por las delegaciones de Bolivia y Cuba el pasado martes, en un evento de las Naciones Unidas, ya tiene sus consecuencias diplomáticas. La representación de Estados Unidos calificó el hecho como similar a un circo y pidió que la ONU lo condene, mientras que el presidente Evo Morales respondió que el país norteamericano no tiene moral para pedir compostura.

El alboroto ocurrió cuando se desarrollaba el evento sobre presos políticos cubanos, con la presencia del secretario general de la OEA, Luis Almagro. Durante la sesión, las delegaciones de Cuba y Bolivia, protagonizaron un alboroto, con gritos y golpeando las mesas para interrumpir a los oradores.

Luis Almagro

@Almagro_OEA2015
Aquí mi discurso en la @ONU_es sobre presos políticos, represión y opresión en #Cuba: “La historia no absolverá crímenes de lesa humanidad”. @OEA_oficial

16:14 – 16 oct. 2018
5.554
5.630 personas están hablando de esto
Información y privacidad de Twitter Ads
Tras el episodio, la embajadora de EEUU ante la ONU, Nikki Haley, envió una nota al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, solicitándole que condene y ordene a Bolivia y Cuba pagar los daños que causaron a bienes de las Naciones Unidas.

“Las delegaciones cubana y boliviana lanzaron una protesta, gritando a los panelistas, aplaudiendo, golpeando los escritorios con libros, carpetas, bolígrafos, audífonos de traducción y otros ítems. Esto continuó por una hora”, dice la nota de Haley difundida por Fox News.

Cancillería de Cuba

@CubaMINREX
¡#Cuba sí #Bloqueo no! fue el reclamo que se escuchó #hoy en la sala del ECOSOC ante la farsa política anticubana que se gestaba en @ONU_es #NoMasBloqueo #UnblockCuba @CUBAONU
Vídeo vía @KarinateleSUR @teleSURtv

15:01 – 16 oct. 2018
332
332 personas están hablando de esto
Información y privacidad de Twitter Ads
La representante norteamericana señaló que el embajador boliviano Sacha Llorenti también participó del disturbio.

En la carta, la representante estadunidense calificó la actitud de Bolivia y Cuba como una “escena de mafia” y “conducta extremadamente no profesional”. “Causaron daño a los escritorios golpeándolos para crear un disturbio similar a un circo”, agregó.

Según la nota, se confirmó que hubo daños a los escritorios y posiblemente a los audífonos de traducción. La ONU dijo a EEUU que la reparación saldría de su presupuesto, pero Haley señaló que eso es inaceptable y que las delegaciones responsables deben pagar por el deterioro.

El presidente Morales respondió mediante Twitter. Señaló que el evento de la ONU era “un acto político anticubano preparado para forzar nuevas sanciones contra la isla”.

“Estados Unidos, autor del embargo y los peores crímenes contra la humanidad, no tiene moral para pedir compostura”, agregó.

El presidente cubano Miguel Díaz-Canel retuiteó el mensaje de Morales y le manifestó que “tiene toda la razón”.